felitia es una plataforma que
te ayuda a ser más feliz
equilibrando tus cuatro cuerpos

 Buscar en Felitia
registro / login
Mi cesta ( 0 ) vacío

Ningún producto

Envío gratuito! transporte
0,00 € Total

Confirmar

Producto añadido correctamente a su carrito de la compra

Cantidad
Total

Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su cesta.

Total productos: (tasas incluídas)
Total envío: (sin IVA) Envío gratuito!
Total (tasas incluídas)
Continuar la compra Ir a la caja

Mental

DEJA DE SER INFELIZ

 

GUERRA A LA INFELICIDAD

 

Existen momentos de la vida en que la realidad que nos envuelve, nos desespera, golpeando allí donde más duele.

Cuando estamos atravesando una época de crisis intensa en la que parece que todo lo que nos rodea se derrumba y no vemos la luz al final del túnel, una mano amiga que sólo nos ayude a levantarnos, puede ser suficiente para empezar de cero, poniendo un pie delante del otro.

En la plataforma F E L I T I A© creemos que es más importante no ser infeliz, que intentar conseguir una felicidad inalcanzable puesto que, en ocasiones, es inevitable que la realidad cotidiana de nuestra vida nos supere.

El bienestar absoluto no dura eternamente, ya se ha dicho que la Felicidad es un lugar de paso donde no puedes quedarte mucho tiempo, como unas vacaciones en un crucero, todo siempre toca a su fin (lo malo también).

Muchas veces confundimos FELICIDAD con ALEGRÍA. Creemos que no somos felices porque no estamos alegres, pero son cosas diferentes. La felicidad es más un estado de ánimo persistente, que tiene mucho que ver con la serenidad, la paz interior y el autoconocimiento.

LAS CRISIS PERSONALES

En la vida, a todas las edades surgen momentos de crisis, y a veces aparecen cuando mejor estamos.

Recuperar las ganas de vivir después de una mala racha es lo primero que debemos procurar, puesto que en la espiral de tu vida, tú estás en el centro, y si tú estás bien, tus seres queridos se sentirán protegidos, tus amigos querrán estar contigo, y en tu vida laboral todo saldrá bien.

Como dice Óscar Mateo en su libro "El movimiento espiral: sobre las espirales y la conexión perdida"

“Mantenernos a cierta distancia de cuanto nos ocurre, vivir con consciencia cada instante, te garantiza reconocer siempre la justa medida de las cosas”


Sí, es fácil de decir, pero no hay que tirar la toalla en el lento proceso de alcanzar la felicidad.

Para intentar ser feliz, tan importante es buscar pro-activamente la felicidad, como:

A. Evitar comportamientos negativos:

Eso depende totalmente sólo de nosotros. Son las actitudes ante la vida, y situaciones de nuestro entorno, de los que seamos conscientes de su negatividad; malas compañías que nos garantizan el desastre, un marido maltratador del que no podemos librarnos, un trabajo que nos hace profundamente infelices, una pareja dominante que absorbe nuestra creatividad, familiares que no nos aceptan tal y como somos... y nuestro peor enemigo, nosotros mismos y nuestra manera de pensar.

Debemos alejarnos de todo aquella persona o situación que no sume en nuestro proceso evolutivo, puesto que como "vampiros psíquicos" ("personas tóxicas" se les llama ahora), son seres que sobreviven mediante el "yo bien,  si tú mal".  Nunca nos ayudarán, eso no les conviene a sus intereses.

La forma de abandonar estos comportamientos negativos es la misma que un proceso de desintoxicación por drogas, gradualmente y con sigilo, para que no se den cuenta de que los estamos abandonando

Son ADICCIONES y lo sabes. Somos adictos al miedo, al estrés, a la ansiedad, a compadecernos de nosotros mismos, a recordar un pasado que no volverá o anticipar un mal futuro que no tiene porqué llegar.

En lugar de usar FACEBOOK  que está demostrado que provoca infelicidad volvámonos adictos a reír (busca en internet vídeos que te hagan sonreir, deja que te sorprendan y diviértete), llama a tus amigos, tómate una cerveza con ellos, sal a viajar, besa un ser querido, ... Sigue tú.

 B. Tener fuerza interior:

Para que las pérdidas de familiares, de trabajo, en fin, los embates que todos sufrimos durante la vida, no nos afecten más de lo debido, o humanamente esperable. El proceso del duelo por la muerte de un familiar querido es un proceso largo y un trago amargo que hay que beber una y otra vez. Es ley de vida y nadie se libra.

Una de las historias budistas más famosas es la de del monje budista y Kisa Gautami, una mujer que paseaba por todo su pueblo con su hijo muerto en brazos pidiendo medicinas que le sanaran. Un vecino se apiadó de ella y le dio las señas del monje budista Sakyamuni. Él le prometió que curaría su hijo muerto si le traía unas semillas de mostaza... la condición era que  "las semillas de mostaza deben ser de una casa en donde nadie haya perdido a un hijo, cónyuge, pariente o amigo".

Ella se dirigió a todas las casas del pueblo y la respuesta era unánime, "quedamos pocos, nuestros muertos son muchos. Mejor no nos recuerdes nuestro gran dolor". Y no había casa alguna en donde no hubieran perdido a algún ser querido. Viendo que era misión imposible se sentó a meditar... "¡Qué egoísta he sido en mi dolor!. Porque ahora veo que la muerte es común a todos".

Un consejo fundamental, no sufras tu calvario en soledad " Primero pide ayuda, y luego ayuda a los que están peor que tú"

Será más provechosa para ti una conversación con un amigo, terapeuta, coach, psicólogo, sacerdote, chamán, psicoterapeuta, experto en PNL, etc,  que todos los ansiolíticos y antidepresivos, tranquilizantes, o pastillas para dormir, que puedas tomar.

 

¿PORQUÉ ESTOY ASÍ?

Aunque muchas culturas dicen que siempre hay una razón para lo que ha ocurrido, nosotros decimos que siempre hay un motivo por el que sobrevivir a una pérdida tan dolorosa como puede ser la muerte de un hijo, de un marido o de una madre...

Aunque no siempre es fácil,... la sociedad occidental está edificada de tal manera que en los momentos más difíciles, nunca encontramos a las personas que nos pueden echar una mano, que pueden ayudarnos a solucionar una papeleta puntual en la que estamos metidos.

- Las familias cada vez están más desestructuradas, con rencillas absurdas por situaciones del pasado, o líos de herencias.

- Los amigos parece que hoy en día, solo sirven para compartir buenos momentos, (no los malos). Se sienten incómodos o no saben que decir.

- Ya no conocemos a nuestros vecinos, un hola rápido al entrar al ascensor es todo lo que podemos sacarles durante años.

- Los medios de comunicación nos provocan ansiedad, noticias siempre tristes, actualidad política demasiado asfixiante, escándalos económicos, bajeza moral por doquier. Te harías un favor desconectándote de todo ello.

Pero aun así, no puedes quedártelo para ti. Debes escupirlo fuera, contárselo a alguien, compartirlo. No siempre puedes ser la persona en la que todos encuentran consuelo, la persona que da buenos consejos.

Alguna vez, cuando lo necesites, debes apoyar tu cabeza en el hombro de alguien y descansar. Dar un abrazo a una persona de confianza y quedarte un rato ahí, sin prisas... Más abajo te proporcionamos contactos a los que llamar en caso necesario.

 

LA FELICIDAD ABSOLUTA NO EXISTE

LA INFELICIDAD ABSOLUTA SÍ

Llamando las cosas por su nombre “El Suicidio”

Por todo lo anterior, debemos ser capaces de salir del agujero por nosotros mismos, aunque una pequeña ayuda nunca viene mal.

Un aspecto fundamental para empezar a ayudar a las personas, es que ellas mismas deseen ser ayudadas. Siempre hay un motivo por el que luchar. Encontrar esa motivación para vivir y pasar a la acción con un plan prefijado y de forma implacable es la única forma de salir de una depresión o de una crisis personal.

En el otro extremo, encontramos el éxito más grande que consigue la persecución voluntaria y constante del propio equilibrio, el encuentro con la felicidad y la autorrealización. Nada más y nada menos que encontrar nuestro lugar en el mundo.

Respondernos a la pregunta ¿QUÉ HAGO AQUÍ?

imagen_mente_11Según la IASP (Asociación internacional para la prevención del suicidio) cada año mueren por suicidio un millón de personas en todo el mundo.

El tabú que representa el suicidio en la sociedad occidental, imposibilita advertir a las personas del peligro que subyace en la persistencia de vivir permanentemente desequilibradas.

Personas exteriormente muy equilibradas con grandes responsabilidades sociales y dotadas para los negocios, sucumben al desequilibrio en los momentos de crisis puntuales y no ven otra alternativa que quitarse lo más valioso de que disponen, su propia vida.

Leo Chalupa de la Universidad G. Washington

“Necesitamos un día en completa soledad para asegurar el cuidado óptimo del cerebro”.

No pienses que eres un ser egoísta si te concedes un día solo para ti de vez en cuando (sobre todo este es un mensaje a las mujeres que son madres).

No siempre somos dueños de tomar nuestras propias decisiones. Hay que echar un vistazo al interior de nuestro inconsciente y comprenderlo mucho más, para darnos cuenta que solamente somos responsables como mucho del 5% de las decisiones que tomamos.

Así que no hay que tomar decisiones poco meditadas que luego (en esta vida o en otra) podamos lamentar.

SOMOS LO QUE PENSAMOS QUE NOS SUCEDE, NO LO QUE NOS SUCEDE REALMENTE

Una sonrisa es el mejor antibiótico contra las sombras que acechan nuestra psique.

Así que pongamos manos a la obra en la búsqueda de nuestro propio equilibrio y encaremos el futuro con optimismo y sin miedos auto-impuestos.

Existe una famosa cita en la Biblia que habla de que nosotros no somos dueños de nuestro cuerpo (somos el taxista, no el taxi, conducimos un cuerpo muy valioso que nos lleva de aquí para allá) y además dentro de nosotros existe algo que no nos pertenece. Terminar con todo significa también destruir esa Chispa o Fuente divina (llamada Alma o Consciencia):
¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en vosotros?, Si alguno destruye el templo de Dios, Dios le aniquilará. Porque el templo de Dios es santo, y ese templo sois vosotros." - Cartas de San Pablo a los Corintios I, 3 - 16,17

Aunque no creas en nada, da que pensar. Esta cita tanto sirve para censurar los homicidios y asesinatos cometidos a lo largo de la historia humana, como para advertir de la inviolabilidad del propio cuerpo y de la importancia de no rendirse ante las dificultades de nuestra existencia.

Puede que mañana esas mismas dificultades nos hagan reír.

Llegados a este punto, debemos remarcar que el suicidio es el triunfo del DESEQUILIBRIO más absoluto.

Se sabe que la mayor parte de las personas que consuman un suicidio, han dado aviso previamente a sus familiares y conocidos. Pero, en la mayor parte de las ocasiones, han sido desestimados en su gravedad - Dr. Robert Clark Jefe de Division de Cuidados Críticos Pediátricos de la red de hospitales UPMC

El suicidio es el extremo negativo del camino de la infelicidad. En 2015, más de 2.159 personas se suicidaron en Japón por causas relacionadas sólo con el trabajo -675 de ellas por cansancio-, según datos del Ministerio nipón de Trabajo, el cual ha prohibido las horas extras exageradas.

RECUERDA ESTAS FRASES:

"Contra lo que resistes, persiste"

"Los riesgos y los peligros son reales, pero el miedo es una opción."

"El miedo es el dolor que surge de la anticipación de un mal que aún no ha ocurrido."

"Haz las cosas a las que más temes y la muerte del miedo será cierta."

"El miedo no es tu enemigo, solo es la brújula que apunta hacia donde tu debes dirigirte para crecer."

"La valentía es contagiosa. Cuando un hombre adopta una posición firme, las columnas vertebrales de los demás se enderezan también." - Billy Graham

"Nadie ama al hombre al que le tiene miedo." - Aristóteles

"Puedes descubrir lo que tu enemigo más teme, observando los métodos que él usa para asustarte."

"Muy a menudo el miedo a un mal, nos lleva a realizar uno peor."

"Todo es mental, todo está en la mente"


Lo que nos pasa a cualquiera de nosotros le ha ocurrido antes a centenares de otras personas que lo han resuelto con éxito. Para saber cómo, o solucionar cualquier duda, aquí ponemos a tu disposición los teléfonos de ayuda psicológica y personal de tu provincia. También puedes llamar al teléfono 717 003 717 y te atenderán encantados.


Para los que sepan inglés, tenemos la entrevista que Ophra Winfrey realiza a Echkart Tolle, en la que el escritor del "Poder del ahora", narra cuando estuvo a punto de suicidarse puesto que empezó a pensar:

"Ya no puedo vivir conmigo por más tiempo".

Su vida cambió en un sólo instante, con un sólo pensamiento.

"¿Realmente ya no puedo vivir más conmigo mismo?" ¿Cuantos "YO" hay en esta aseveración?, ¿Quién es el "yo" que me obliga a prescindir de mí mismo?




 Volver a Cuerpo Mental

Comentarios de los usuarios 

No hay comentarios todavía

Danos tu opinión sobre esta página

Debes estar registrado para poder comentar